info@to2marketingfirm.com  |  1-844-618-6367

info@to2marketingfirm.com  |  1-844-618-6367

     

Select

Durante más de ocho años, Barack Obama se convirtió en uno de los hombres más fotografiados no sólo de su país, sino del mundo entero. A pesar de ser el centro de atención d en diversas ocasiones, el ex Presidente de Estados Unidos no se preocupó mucho por lo que tenía que usar en eventos de gala, al contrario de su esposa, Michelle Obama. La ex Primera Dama, igual que él, atendía a los mismos eventos, y era ella quien se robaba la atención de los paparazzi para capturar el atuendo con el que se robaría las mirada.

Justo esa presión que Michelle sentía es la que la llevó a revelar uno de los más grandes secretos del mandato de su esposo. Y es que durante ocho años, una de las principales preocupaciones de ella fue elegir el outfit correcto para la ocasión indicada. "Es algo injusto, no importaba qué hiciéramos, él se ponía el mismo traje", explicó. "Los fotógrafos no perdían pista de los zapatos que usé, las pulseras, los collares - ninguno de ellos comentó que por ocho años él llevó el mismo traje y los mismos zapatos", agregó. "¡Él estaba orgulloso de ello! Me decía: 'Mmmm, estoy listo en 10 minutos. ¿Cuánto tiempo necesitas?' Sólo le contestaba: '¡Vete de aquí!'", contó en una conferencia de la Apple's Worldwide Developers.

Por suerte para Barack, ya no debe preocuparse por lucir extremadamente elegante en una reunión, a diferencia de Michelle, cuya ropa continúa siendo el centro de atención cada que sale, incluso de vacaciones. Desde enero pasado, cuando los Obama entregaron la Casa Blanca a Donald Trump y su familia, la pareja ha bajado el ritmo de su agenda vistiendo más casual que nunca.

 todos web2

¿Te gusta la página?